Máquina simbólica de las 36 fuerzas

Presentamos un diseño original de maquina simbólica basada en las 36 fuerzas. Es de una fabricación fácil y de un uso sencillo. El desarrollo fue de nuestro amigo Ronaldo Lima, discípulo y amigo personal del gran radiestesista brasileño Antonio Rodrigues. Permite la acción a distancia, asimismo es posible cargar elementos tales como agua, cuarzos o similares. Es un instrumento simple, pero eficaz, apto tanto para principiantes como para expertos. 

El protector de Jean De la Foye

Jean-Gaston Bardet en su libro “Mystique y Magies” desarrollando el tema del nombre divino en hebreo incluye un diseño de protección ambiental de Jean De la Foye. Es fácil de realizar y supone una rareza digna de tener en cuenta y de disponer de ella en cualquier espacio en el que se quiera limitar las influencias negativas de cualquier tipo. 

El norte de forma

Los gráficos activos, así como los dibujos tele influyentes, requieren en su mayoría la orientación hacia el Norte. No siempre es posible hacerlo, algunos radiestesistas desarrollaron gráficos en donde la dirección de orientación es sustituida por un círculo negro y otro blanco. De la Foye y posteriormente Antonio Rodrigues indagaron sobre este asunto del Norte de forma.

La genética de ondas

El científico ruso Peter (Piotr Petrovich) Gariaev desarrolló un sistema para registrar patrones genéticos y emitirlos para modificar el ADN. A esta técnica basada en la luz que emiten los elementos fundamentales de la biología (ADN y ARN) se le denomina “solitono” o “matriz Gariaev” y constituye un área de investigación apasionante tanto por sus aplicaciones como por sus implicaciones. La matriz obtenida puede ser emitida de distintos modos para producir cambios en el ADN de quien se expone, de tal modo que si se trata a una persona con la matriz obtenida de cuando estaba en optimas condiciones de salud, éste va a modificar sus patrones actuales a los anteriores. 

El telerradiador

Hector Mellin desarrolló un sencillo instrumento para irradiar un pensamiento, un deseo, un remedio o servir como transmisor en general, así como de un gráfico activo que funciona igualmente como emisor. En sí el instrumento es muy sencillo, pero puede adaptarse como parte de otros operativos o complementarlo con elementos que les de más potencia. Es sencillo de construir y de él se han hecho distintas versiones que se apartan de lo descripto en el libro: “Mystères et Connaissances: Initiatiques – Astrologiques – Radiesthésiques”.